PARTIDO REVOLUCIONARIO INSTITUCIONAL
cargando
Es sencillo dar por sentada a la democracia. Es fácil suponer que el ejercicio de la voluntad colectiva mediante votos y asambleas estará ahí cuando se le requiera. Sin embargo, no es un hecho dado. Es más bien un sistema en constante reajuste y perfeccionamiento que requiere de análisis y permanente interrogación. ¿Cómo es que llegamos hasta aquí? ¿Qué falla y qué podemos mejorar? Hay tres conceptos clave por explorar para entender la actualidad del sistema democrático mexicano y en particular a la democracia veracruzana: el sistema de partidos, la representatividad y la confianza.

BIENVENIDOS

Partidos Políticos
Los partidos políticos, tal y como los conocemos, son un invento reciente. Previo a la mitad del siglo XIX, existían otras maneras de ejercer y limitar el poder. En épocas de monarcas e imperios, es decir de poderes mucho más monolíticos, existían los consejos y las cortes, que servían apenas como un contrapunto primario a las decisiones de los soberanos. Poco a poco, la evolución histórica de los sistemas de gobierno cedió a la presión de grupos amplios, pero más bien homogéneos, de personas que defendían posturas o causas diversas y que buscaban un lugar privilegiado junto a los gobernantes. Éstas, conocidas como facciones, crecieron como agrupaciones en los círculos de poder en la Europa del siglo XVII y XVIII.
Primary Passive
Primary Passive
Primary Active
Primary Active
Desliza más
para leer la nota completa
Primary Passive Primary Passive Primary Active
Leer Ver
Partidos Políticos

Esta genealogía de los partidos políticos sigue el desarrollo teorizado por el sociólogo francés Maurice Duverger.

Icons / Eye

Durante aquella etapa inicial aún estaba ausente una de las características que ahora reconocemos como esenciales para un sistema gubernamental sano: el pluralismo. En ese entonces el reconocimiento y la aceptación de una diversidad de opiniones eran actitudes inusuales. Sin embargo, los grupos parlamentarios y las asambleas incrementaban su influencia y acrecentaban su poder —fragmentaban el monopolio de los soberanos— y se convertían en los entes idóneos para la exigencia de cuentas. Además, sin prescindir de las facciones, los parlamentos se vieron obligados a buscar mecanismos para consensuar sus intereses sin disolverse en el intento. El fortalecimiento y la evolución de estos órganos de gobierno permitieron el surgimiento futuro de los partidos modernos.

Otros factores, que contribuyeron al arribo de los partidos mucho más semejantes a como los conocemos, son externos a los mecanismos de gestión gubernamental. Los teóricos reconocen dos, por un lado, el fermento de ideas liberales y las crecientes preocupaciones por los derechos humanos; y por otro, la importancia creciente de los electores, de las bases que tenían ya conciencia de sí mismas como grupo. Ambos factores, llamados endógenos y exógenos tanto por Duverger como por el politólogo italiano Giovanni Sartori, fueron instrumentales para el surgimiento de los partidos.

Una definición sucinta pero útil de los partidos modernos, que aparecieron hacia mediados del siglo XIX, ha sido propuesta por Sartori. Dice que: "Un partido político es cualquier grupo político que se presenta a elecciones y que puede colocar mediante elecciones a sus candidatos en cargos públicos." Y éstos parten de tres premisas fundamentales: (1) no son facciones; (2) son parte de un todo (un todo pluralista), y (3) son conductos de expresión. Sin embargo, quizá la característica que mejor los define es la representatividad; son instrumentos de mediación y representación.

Es revelador constatar que, no obstante su misión representativa, los partidos políticos están constantemente interrogándose a sí mismos —y siendo interrogados por especialistas e interesados— sobre el verdadero alcance de esa representatividad. Dicho de otro modo, ¿a quiénes representan y qué tan adecuadamente cumplen los partidos con su mandato representativo?

desliza más
para continuar
Partidos Políticos
Partidos Políticos
Icons / Eye

Fue casi al parejo del surgimiento de estos partidos modernos que varios estudiosos plantearon las limitantes de organización interna. Los sociólogos Robert Michels y Moisei Ostrogorski enfocaron su análisis en la organización de los partidos y descubrieron que existe en estas estructuras una tendencia a la persecución de intereses particulares por encima de los objetivos comunes. "Quien dice organización dice oligarquía", opinaba Michels. Aunque estos análisis se consideren pesimistas, señalan una tendencia insoslayable en este tipo de organizaciones políticas.

Definición
Oligarquía: Sistema de gobierno en la que el poder está en manos de unas pocas personas pertenecientes a una clase social privilegiada.

Otras teorías y lecturas más modernas de las posturas de Michels y Ostrogorski señalaron que los partidos de masas, a pesar de sus tendencias oligárquicas y de no ser del todo representativos, continuaban desempeñando una función importante en las democracias modernas. La democracia, si bien inalcanzable como ideal, resultaba en sus versiones 'realmente existentes' algo funcional que garantizaba mejoras en la calidad de vida de la ciudadanía.

Esas otras teorías resultaron en dos tipos de partidos: los partidos catch-all y los partidos cartel. Los primeros fueron una invención de mitad del siglo XX. Un segmento importante de posibles electores incrementó su nivel de vida y al hacerlo perdió su interés en las ideologías como principal motivo para adherirse a un partido. Entonces, para sobrevivir como organizaciones, los partidos dejaron de representar a una clase en particular, y se enfocaron en buscar votos y apoyo de diferentes grupos sociales. De ahí que el politólogo Otto Kirchheimer los llamara catch-all, o 'agarratodo'.

Por otro lado, el partido cartel es, según Richard S. Katz y Peter Mair, la evolución y el replanteamiento de los partidos catch-all. Dado que ya son élites y burocracias profesionales cada vez más centralizadas, se aprovechan de las instituciones y de los recursos del Estado para mantener el status quo. Para ello dejan de competir significativamente entre sí y actúan coludidos, a la manera de un cartel.

Sabiendo esto, ¿en la actualidad, en México los partidos políticos cumplen efectivamente con su mandato representativo?. La estructura de partidos en México es producto de un largo proceso que atravesó un régimen autoritario emanado de la Revolución Mexicana. El paulatino y extendido acercamiento hacia la transición democrática podría ubicarse en los años ochenta. Esto sucedió primordialmente en el ámbito electoral. Para legitimar el proceso, el régimen diseñó un mecanismo electoral caro y complicado, y permitió que los partidos políticos contribuyeran directamente a su diseño y control. De esta forma, se puede hablar de cuatro elementos presentes en el sistema de partidos en México que constituyen rasgos de cartelización o que limitan su representatividad:

  • control del financiamiento público,
  • excesiva influencia en las reglas electorales,
  • mantenimiento de cargos de elección plurinominal
  • y principio de no reelección.

desliza más
para continuar
Partidos Políticos
Partidos Políticos

PARA RECAPITULAR

Icons / Eye

1. Los partidos políticos tal y como los conocemos son un invento reciente. Datan de mediados del siglo XIX. Antes, lo que había eran facciones y grupos poco diversos de poder político.

2. El politólogo italiano Giovanni Sartori escribió que "un partido político es cualquier grupo político que se presenta a elecciones y que puede colocar mediante elecciones a sus candidatos en cargos públicos".

3. Para serlo, un partido debe partir de tres premisas fundamentales: (1) no son facciones; (2) son parte de un todo (un todo pluralista), y (3) son conductos de expresión. Sin embargo, quizá la característica que mejor los define es la representatividad; son instrumentos de mediación y representación.

4. Fue casi al parejo del surgimiento de estos partidos modernos que varios sociólogos plantearon las limitantes de organización interna y una tendencia hacia la oligarquía. Aunque estos análisis se consideren pesimistas, señalan una tendencia insoslayable en este tipo de organizaciones políticas.

5. También aparecieron los partidos catch-all y los partidos cartel. Los primeros dejaron de representar a una clase en particular, y se enfocaron en buscar votos y apoyo de diferentes grupos sociales. Los segundos se aprovechan de las instituciones y de los recursos del Estado para mantener el status quo y actúan coludidos, a la manera de un cartel.

6. En el sistema de partidos mexicano es posible observar rasgos de cartelización o que limitan la representatividad de los partidos: control del financiamiento público, excesiva influencia en las reglas electorales, mantenimiento de cargos de elección plurinominal y principio de no reelección.

desliza más
para continuar
arrow
Previous Story
Hekmat Abo Shakra
arrow
Next Story
Hekmat Abo Shakra
arrow
Suffocation
Lorem Ipsum
0/10